tratamientos quirúrgicos
Síguenos en Facebook

Tratamientos quirúrgicos

La cirugia percutanea del pie, también llamada cirugía de mínima incisión, es una técnica quirúrgica en la cual se realiza una pequeña incisión de entre 1 mm y 7 mm sobre la zona a tratar, corrigiendo el origen del dolor en el paciente, y siendo a nivel estético sin duda también la mejor opción ya que le permitirá al paciente emplear todo tipo de calzado.

tratamientos quirúrgicos pie

Algunas veces, se denomina erróneamente cirugía láser a este procedimiento, pero no se utiliza ninguna tecnología de este tipo. Lo que permite que la intervención sea de corta duración y la recuperación sea sumamente rápida son las manos expertas de profesionales en el área en la que se han formado y entrenado durante años, sumado al desarrollo de un instrumental sofisticado.

Los cirujanos trabajan sobre huesos, tendones y ligamentos del pie a través de incisiones muy pequeñas, utilizando un fluoroscopio (tubo de rayos X) como guía.

Las ventajas de la cirugia percutanea del pie son numerosas:

Se utiliza anestesia local en lugar de anestesia general, lo cual reduce enormemente los riesgos que conlleva esta última;

  • El daño a los tejidos es mínimo, gracias a la ayuda del fluoroscopio que permite obtener imágenes internas a tiempo real. Por lo tanto, el dolor postoperatorio es mucho menor al de una cirugía abierta y su recuperación es más rápida.
  •  Esta intervención es realizada en un quirófano, siendo un procedimiento ambulatorio que no requiere internación hospitalaria.
  • El paciente podrá adaptarse rápidamente de nuevo a sus actividades cotidianas y laborales, siempre siguiendo las indicaciones del especialista respecto al vendaje y al uso de un zapato postquirúrgico adecuado. No será posible conducir debido al vendaje y la actividad física deberá suspenderse de uno a dos meses dependiendo de su intensidad.
  •  Está respaldada por excelentes resultados (más del 80% de éxito), con escasa probabilidad de reaparición de la deformación.

Estos tratamientos quirúrgicos se utiliza en casos de juanetes leves o moderados, dedos en garra, dedos en martillo, juanete de sastre, fascitis calcánea, pie diabético, pie reumático, callo debajo de la uña o entre dedos, entre otros.

Cualquier persona interesada en este tipo de cirugía debe acudir a una clínica especializada en el área y ponerse en manos de expertos que evaluarán la situación.

Síguenos en Facebook